Esperanza Fernández y Miguel Ángel Cortés

Esperanza Fernández y Miguel Ángel Cortés

Cuando nos visitó Esperanza Fernández el pasado año nos comentó su proyecto de realizar un disco en directo grabado en distintas peñas y con un invitado en cada una de ellas. Como es lógico había pensado en la Peña el Taranto para una de estas actuaciones teniendo como invitado a nuestro socio de honor Tomatito. El viernes 26 de enero tuvo lugar la grabación con Tomatito de dos temas: Tarantas y Bulerías que estuvo precedida de un recital con Miguel Ángel Cortés que pasamos a comentar como de costumbre.
La calidad de los tres artistas y la expectación generada por la grabación en directo concentró a gran cantidad de aficionados ya que la Peña consideró, que dada la importancia del evento, abrir las puertas al público en general y no limitar la actuación solo para los socios como es habitual. La afluencia de público creó el ambiente flamenco necesario para que los artistas se sintieran a gusto al tiempo que se mantuvo el respetuoso silencio que se precisaba.
Inició la actuación Esperanza con una larga introducción por Peteneras, haciendo las dos que popularizara la gran Pastora Pavón y ya se notó que la noche iba a ser especial y que había una gran complicidad con la guitarra de Miguel Ángel. Tras la petenera empezaron las sorpresas cantando por la soleá del Zurraque que ligó sin solución de continuidad con la caña clásica, cerrando con la tradicional soleá de cierre de “toitos le piden a Dios la salud y la libertad y yo le pido la muerte y no me la quiere mandar” aquí se incorporaron los palmeros marcando con precisión el compás y arropando en coro a la cantaora en los ayes de la caña.
Por Cádiz, con alegrías y cantiñas, llenaron los Aljibes de gracia y compás en una simbiosis perfecta entre cante, toque y palmas. Culminó estos cantes derivando a las bulerías de Cádiz que creara Pastora. Continuó con un cante poco habitual como es la mariana que para no dejar de sorprendernos remató con tangos de Granada. Continuando el tono creativo y rompedor de la actuación, hicieron una verdadera composición que fue recorriendo de forma ligada por tonas, siguiriyas, cabal, liviana, serrana para cerrar sorprendentemente con el fandango de Frasquito Yerbabuena. Aparte de la belleza de la interpretación, hay que destacar la elaboración, el trabajo, la seriedad con que Esperanza y Miguel Ángel tratan de aportar nuevas formas al flamenco tradicional, resultando en producto de gran belleza y calidad.

En este momento se produjo en cambio de guitarrista, subiendo al escenario Tomatito, invitado para esta grabación; con él Esperanza hizo dos temas: tarantas, del cojo de Málaga y la de la Gabriela al modo de Camarón y remató por unas bulerías jerezanas recordando a la Paquera cerrando una gran noche de cante flamenco. Que decir del acompañamiento por bulerías de José, bastaba ver la cara de Esperanza o la atención y las sonrisas de satisfacción de los palmeros, (Jorge Pérez “el cubano”, Dani Bonilla y Miguel junior) para tener una idea de la grandeza de su toque. La fuerza de sus ritmo, la variedad de los acentos y su expresividad han hecho a Tomatito ser la referencia del toque por bulerías.
Y como no podía ser menos en un gran noche, Esperanzas llamó al escenario a su compañero Miguel Angel para poner el colofón en una desinhibida fiesta por bulerías donde no faltó la pataita de Esperanza. Una gran noche para recordar por los aficionados que tuvieron la suerte de presenciar tan buen espectáculo.

El Alpargatero.