«Un nuevo triunfo de José Mercé en El Taranto», crónica realizada por Miguel H. Pérez

Es la crónica de un éxito anunciado. La 40ª Semana Flamenca de la peña El Taranto comenzaba el jueves por la noche con un recital de lujo, de un artista flamenco que hace tiempo alcanzó el estrellato: José Mercé. El anuncio de su actuación en El Taranto, además de sorpresa generó una expectación inusitada. En los Aljibes la afluencia de público fue la que se esperaba con cierta preocupación por los organizadores, la de los grandes acontecimientos. Esos que esta veterana entidad acumula como ninguna. Por su sede han pasado la práctica totalidad de los artistas flamencos de prestigio de las últimas cinco décadas, entre los que Antonio Mairena y Camarón dejaron una huella especial. Los llenos a reventar que provocaban la presencia de esos mitos del arte flamenco, se vuelven a reproducir con el jerezano José Mercé. No cabía un alfiler y, aunque mucha gente tuvo que estar de pie durante más de una hora, nadie se movió de su sitio. El atronador aplauso final, con todo el público (ahora sí) en pie, cerraba una noche inolvidable para los presentes e histórica para la peña. A destacar también como anécdota curiosa el que en primera fila, en asientos contiguos, disfrutaron del recital el alcalde de Almería y el presidente de la Diputación, candidatos rivales a la alcaldía en las ya muy próximas elecciones municipales.

José Mercé, que estuvo magníficamente acompañado a la guitarra por su joven paisano Diego del Morao, comenzó cantando por malagueñas  para seguir por soleá, siguiriyas, cantiñas y fandangos, antes de rematar la faena como suele ser habitual, sobre todo para un cantaor de Jerez, por bulerías, en las que también metió letras y músicas de tarantos. Había tan buena comunicación con el público que José se atrevió a bailar con el arte que atesora y con la gracia especial que los jerezanos aportan al baile por bulerías. Algunos nos acordamos que Jerez está viviendo esta semana su inigualable Feria del Caballo, en donde las bulerías brillan con todo su esplendor.

Antes del comienzo del recital, el presidente de la peña, Rafael Morales, hizo entrega al artista de una placa que recuerda su primera actuación en El Taranto: el 17 de diciembre de 1983.”Nací en Jerez y quiero a mi tierra, pero  también soy almeriense”, dijo emocionado. Aquí, en Almería, en esta peña, comenzó una nueva y decisiva etapa como cantaor que le ha llevado a alcanzar el sitio de privilegio que hoy ocupa. Él no olvida el apoyo y el afecto que siempre se le ofreció y, por eso, vuelve encantado a “su casa”, a encontrarse con sus amigos, a cantarles flamenco puro, sin micrófonos y amplificadores que alivian el esfuerzo. A dejarse el alma. Todo adquiere un valor especial para  El Taranto puesto que, de todos es sabido, que hace mucho tiempo que José Mercé no actúa en las peñas flamencas.

También la Junta Directiva quiso dar una sorpresa feliz a la anterior presidenta de la peña, Lola Benavides, por el fructífero trabajo realizado durante los muchos años que ha presidido la entidad. Rafael Morales le entregó un precioso diploma  enmarcado que reconoce su gran aportación a El Taranto y al arte flamenco en Almería.

En resumen, una noche inolvidable para los que allí estuvimos.

Escribe: Miguel H. Pérez. Diario de Almería. Sábado, 14 de mayo.